971 205 028 De dilluns a divendres de 9 a 14 h C/ Sant Joaquim, 9 - 07003 - Palma

Las empresas cooperativas de las Islas Baleares destacan por su profesionalización y cada vez mayor tamaño

Entrevista realitzada a  Jaume Julia Domenech, director de Cajamar en Cataluña y Baleares.

-Pregunta. Cajamar ha suscrito recientemente un nuevo acuerdo con organizaciones cooperativas de Baleares. ¿Desde cuándo colaboran ambas entidades? 

-Respuesta. Las relaciones vienen de lejos, desde que nuestra entidad inició su actividad hace 50 años en las Islas Baleares. Nuestracolaboración contempla financiación y liquidez a corto plazo, circulante para el día a día de las cooperativas de trabajo, de enseñanza, agrícolas, etc. así como para afrontar nuevas inversiones y actividades con la máxima agilidad.

-P. ¿Qué representa para Cajamar la economía social?

-R. Como entidad referente de la banca social cooperativa española, nuestro modelo de negocio apuesta por una economía al servicio de las empresas y de las personas. De hecho, la economía social es uno de los pilares de nuestro Plan Estratégico. La entendemos como una herramienta de cohesión territorial y social, que busca el equilibrio entre la rentabilidad empresarial, el desarrollo y el bienestar de las personas.

-P. Por sus orígenes y su vocación, Cajamar presta una atención especial a las empresas agroalimentarias. Sin embargo, su actividad es mucho más amplia, ¿no?

-R. Así es. En las Islas Baleares contamos con 23oficinas y un equipo de más de un centenar de profesionales especializados en atender y dar respuesta a empresas de todo tipo, con el que damos servicio y asesoramiento financiero personalizado a empresas y emprendedores de todo nuestro tejido productivo, apoyándolos desde el inicio de su actividad en sus iniciativas y proyectos de innovación y modernización, con el fin de aportarles conocimiento y que la financiación no sea nunca el obstáculo que frene un proyecto viable.

-P. ¿A qué colectivos nos estamos refiriendo? 

-R. Todos sabemos que la economía social engloba a colectivos muy diversos, en todos los sectores y con empresas de todos los tamaños, y en definitiva con un peso específico propio que se ha consolidado en los últimos años como un instrumento clave para dinamizar la economía y crear empleo estable y de calidad. En este sentido, muchos de los agentes más competitivos e innovadores de las Islas Baleares pertenecen a alguna de las grandes familias europeas de la economía social, ya sean cooperativas, mutualidades, sociedades laborales, empresas de inserción social de la discapacidad, o los centros especiales de empleo. En España, la economía social representa hoy más de 43.000 empresas, genera aproximadamente el 10 % del PIB y más del 12 % del empleo, con un total de 2,2 millones de puestos de trabajo directos e indirectos. Y cada día adquiere mayor peso e influencia, tanto en el medio urbano como en el rural.

-P. ¿Cómo definiría la coyuntura actual de la empresa en Baleares?

-R. Como en el resto de España, cuando estábamos en la senda de consolidar la recuperación, tras la crisis de 2008 a 2015, empiezan ya a sentirse síntomas de desaceleración. No obstante, tenemos que destacar una característica diferencial de las empresas cooperativas en las Islas Baleares, y es que cada vez están más profesionalizadas y están adquiriendo mayor tamaño. Esto facilita mucho la toma de decisiones en sus nuevas inversiones, una apuesta para la que, desde luego, cuentan con el apoyo de Cajamar.

-P. Cajamar se ha convertido en la entidad financiera referente de las cooperativas de enseñanza en toda España

-R. Así es, hace dos años firmamos un importante convenio con la Unión Española de Cooperativas de Enseñanza (UECoE), a través del cual ofrecemos productos financieros en condiciones ventajosas a las 600 cooperativas de enseñanza y centros educativos de economía social de toda España. A este acuerdo se ha acogido la sectorial de cooperativas de enseñanza de las Islas Baleares constituida en el seno de la Unión de Cooperativas de Trabajo Asociado, para poder realizar sus nuevos proyectos.

Este acuerdo permite a las cooperativas de enseñanza mejorar las condiciones financieras para que los centros educativospuedan optimizar su actividad empresarial, así como facilitar el acceso a los profesores que quieran incorporarse a la cooperativa y necesiten un préstamo para poder aportar como capital social. Se trata de un convenio que promueve el cooperativismo, la economía social y el emprendimiento, y que ofrece soluciones financieras a la medida de cada centro de enseñanza.

-P. Un reciente informe de la Secretaria de Naciones Unidas pone de manifiesto que los países que cuentan con cooperativas importantes son los que tienen mayor índice de progreso social.

-R. El cooperativismo es un modelo económico cada vez más reconocido en todo el mundo. Pero como cualquier empresa, tiene que adaptarse al nuevo escenario económico,y para crecer y competir tiene que actualizarse.

La economía social es un modelo en auge que se distingue por haber puesto en el centro a las personas. Porque en el modelo cooperativo cada persona aporta, a través del valor compartido, el compromiso, la colaboración y la transparencia, la fórmula para alcanzar el éxito y el progreso tanto económico como social.

 

Des la sectorial d’ensenyament de la UCTAIB   volem agrair el patrocini de ARÇ COOPERATIVA  i la seva confiança  amb aquesta nova etapa de la nostra revista  Còdol